sábado, 31 de enero de 2009

Telegrama ALuCINaDO ( o de como amar al prójimo en un edificio de correos)

Escribiremos como si nos fuese la vida en ello. STOP.
Limpiaremos nuestras entrañas
de historia, apilaremos las “cuaderna vías” y los “haikus”
en el vertedero azul que devora los días
y marcharemos solitarios sin mirar atrás. STOP.
Dicen por ahí
que la libertad viste un traje de “raya diplomática”
y se esconde
en alguna parte de un verso. STOP.
La madre de la poesía
nos acogerá a todos en su seno. STOP.

(La madre de la poesía
financia la nostalgia de los lobos,
su ataraxia contemplativa. Aullidos a cambio
de misticismo, de flores medievales
que crecen salvajes en el Averno.
La madre de la poesía
enseña los dientes
a los corderos. Los enseña
a masticar carne, a hacer el amor
sobre el fuego de una revuelta)

La madre de la poesía
conoce el lenguaje de las calles
y ha puesto en circulación
la mejor sustancia:
El Amor (sin adulterar, sin intermediarios
callejeros).STOP.
Nos lee
conmovida
a la luz de los relámpagos. STOP.
Así que lo último que escribiremos
tendrá un sabor
a nosotros mismos.
Nuestras letras llevarán pegadas nuestras uñas,
nuestra piel, nuestra técnica para sorber la sopa,
nuestra hermosa manera de seguir viviendo
dentro de un millón de años…

y sobre todo
terminaremos los telegramas
ajusticiando
bajo las estrellas
a la estúpida palabra “STOP”…

22 comentarios:

Laura dijo...

Je, je. Pillo el post recién publicadito, qué suerte.
Yo fui la niña de los telegramas, Roberto. Tú igual no lo has leído, pero un día lo expliqué. Mi padre era marino y nos escribía telegramas a mi madre, a mi hermano y a mí, que mi madre nos leía desde que éramos bebés.
Imagínate la significatividad de tus palabras de hoy...
Un saludo

M. Jose dijo...

Nos arrojaremos nosotros mismos hechos palabras sobre la página en blanco plenos de significado y de silencio. STOP
Un placer meterme entre tus versos y vivirlos.
Besos
mj

RECOMENZAR dijo...

Me gusta tu blog . Volveré si me lo permites pronto

Sara M. dijo...

Cuando se trata de amar, a la poesía le pasa como a las pringles, cuando haces plof ya no hay stop.

Besitos y perdona el chiste malo

rodri dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
rodri dijo...

Dímelo me va la vida en ello?...
bello compañero...no stop...adelante.

abrazos

Roberto Esmoris Lara dijo...

La poesía nos convetirá en peces luminosos para que escapemos de los lobos.
Y si le preguntáramos por qué ha hecho eso de nosotros nos contestaría: "es la niebla".

Abrazos, Roberto
hasta luego, compañero!
REL

cristal00k dijo...

Siempre un placer viajar hasta aquí.
Y tiene vd. mi licencia para ajusticiar tantas palabras como quiera joven.
Besos

Svor dijo...

Es un lujo escribir lo que uno quiere, con el sabor de uno, especialmente si es lo ultimo que escribiremos.

Strigolugius dijo...

...eres extraordianario escribiendo versos, de todos los que leí no hubo uno ke no me gustara... me quita la capa y lso colmillos ante tanta genialidad

Saludos alucinados y un abrazo crepuscular

ana. dijo...

A mí me va la vida en ello y me parece que a vos también compañero.
Un abrazo. stop.
Un beso. stop.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Es una auténtica locura.... pero me ha encantado..
jajajajaja
Saludos

Gabiprog dijo...

Y aquel radiotelegrafista tuvo extraños sueños y una sonrisa al despertar!!!

:)

una vida lo que un sol dijo...

Hermoso. Al cubo. Stop.
ser nosotros mismos y mandar al carajo bajo las estrellas la palabra stop. Stop.
muda. yo. stop.
besos. y más besos.

Sabela dijo...

Una noche vas y te encuentras un poeta en un bar de Salamanca, que conoce Foz y le gustan los Manic. Y resulta que además escribe cosas como estas...que envidia.

María dijo...

¿Qué es poesía? ¿Qué es el talento, la inspiración, la musa? No lo sé, ni pretendo hacer un tratado al respecto. Me muevo por impulsos y cuando te leo, se me encoge el estómago, sonrio con complacencia por tu bien hacer. No sé cómo se llama pero eso debe tener un nombre...
Besos en la cara...

Maria Jesús Rodríguez Melero dijo...

Eso Roberto!
No pares! no pares nunca!
Un beso!
Susi

marisa dijo...

Un estupendo poema. Me gustaese STOP, que es mucho más que un punto...Besos

gloria dijo...

Roberto te superas cada día, y cada vez me quedan menos palabras para elogiarte y que no suene repetitivo, pero es que yo sí que estoy alucinando ahora con esta maravilla.
Eres la mejor sobremesa, siempre.
Eres el ojito derecho de la madre de la poesía. Espero que nadie te ponga jamás una señal de STOP delante porque sería una pérdida insuperable.
Un beso, poeta.
Te sigo leyendo...

Luar dijo...

Stop significa ... stop!
Alucinado stop.

Abrazo!

Blonda dijo...

Qué lindas palabras vengo a encontrar en tu blog...
Nos estaremos leyendo, sin duda.

Un beso =)

una vida lo que un sol dijo...

Roberto
lo volví a leer
qué hermoso es!
muas!