martes, 2 de septiembre de 2008

MADRE E HIJA



Hoy he visto jugar a la gata con su gatita en el jardín. Semejante espectáculo ha compensado con creces el haberme levantado a regañadientes esta mañana. Dulces quiebros, zarpazos leves nacidos para morir en el hocico de su cálido adversario, acrobacias diurnas relegadas al estupor del aire. Parece que muerden, que se violentan con la pasividad que ejercen los cerezos, pero nada es lo que parece. Se erizan al compás de una peluda complicidad. Están amándose con el vigor de todo un ejército de ángeles travestidos y no lo saben. Se perpetúan en el tiempo y la eternidad es un concepto que rechazan. ¿La eternidad? Que sepas que la desprecian, la odian, la amenazan con la raspa violenta de su sardina…
Y yo que tengo que ver conexiones poéticas en todo esto. Y que si las musas por aquí, o las musas por allá. Y que me va viniendo la metáfora de su juego (el de la gata y su gatito por si lo habéis olvidado), y es irremediable, os la voy a detonar en la próxima décima de segundo: Es como la vida, es un abrirse camino a base de golpes certeros sin restañar la herida que deja la pérdida de la inocencia. Y que si los gatos tienen que saber algo de las manías de Dios, o si esconden el alma de Baudelaire...

Acéptalo. Es un simple juego de magia cotidiana. No le busques tres pies al gato. Es un hermoso presagio de caricias entre una madre y una hija. Greta y Laila actuando para ti en el teatro de la confusión. A todo el mundo le gusta ver como se desparrama el amor por el jardín…

18 comentarios:

38 grados dijo...

Felicidad minina que se expande hacia nosotros....

Roberto dijo...

amo profundamente a los gatos...se me ha notado no?

un abrazo..gracias por dejarte caer de vez en cuando por mi blog!

YO dijo...

Pues eso dice mucho a favor de ti.
¿Por qué, habitualmente, en las cosas más sencillas es donde se acumula más belleza?
Un beso

Roberto dijo...

me he hecho esa pregunta tantas veces...

pero la belleza, la muy cabrona, es muy escurridiza, pero tendremos que seguir asediándola, no crees?

un beso

YO dijo...

Más que asediarla, detenernos a descubrirla. Creo que está por todas partes pero nos hemos vuelto ciegos para verla.

Winnie dijo...

Me ha encantado esta visión poético prosaica de la belleza que reside en un juego sin par. Me imagino la estampa... y te veo a ti sonriendote en tus adentros y en tus afueras contemplando tal belleza!
Que lindura!

Roberto dijo...

gracias winnie! menos mal que nos quedan esos pequeños momentos mágicos que pueden llenar un día de hastío...un beso

Laura dijo...

Bonita metáfora. Deberiamos aprender de los animales.
Gracias por tu visita.
Besos.

una vida lo que un sol dijo...

tu final me ha encantado!jeje,,...
no te copio, no , es verdad
cuánta belleza hay en la sencillez y las cosas simples y habituales.

muas!

Bambu dijo...

A mi también me encantan los gatos, los míos se pelean pero son algo menos poéticos y con más mala leche :-p, será porq no son hermanos?

Maria Jesús Rodríguez Melero dijo...

Hola Roberto!
He llegado hasta ti a través del blog del Josep de vivencies.
Me gusta mucho como escribes. Que genial! Tendrías que escribir un libro de magia cotidiana.
Un saludo!
Susi

josep estruel dijo...

Hola Roberto¡
Como dice Susi,escribes muy bien.Esto me recuerda esta frase:
"Si quieres escribir sobre seres humanos, lo mejor que puedes tener en casa es un gato."
Un saludo.

Roberto dijo...

María Jesús, Josep gracias por vuestras palabras!

vuestros blogs tambien me han encantado,un placer descubríos!

La cónica dijo...

se llenó la casa de invitados, no es de extrañar. sigo sintiéndome una privilegiada cada vez que vengo, me alegra poder compartir el privilegio con tantas personas.

besos

selene dijo...

que bonito! quien fuera gato...tan libres, tan independientes, tan monos. Todos son guapos y transmiten una ternura, dan ganas de abrazarlos fuerte, fuerte como si fueran peluches.
Gracias Roberto por deleitarnos con tus palabras, eres un encanto, como los gatitos, ja,ja. un saludo

Roberto dijo...

cónica para mi es un privilegio que te pases por aqui de vez en cuando...

selele, bienvenida!!!! tu si que eres un encanto por tus palabras...

quiero a los gatos

La cónica dijo...

de vez en cuando, dices. me paso casi tanto por tu casa como por la mía :P

Roberto dijo...

jjajaja,,,es verdad cónica! gracias por tu militancia en mios versos...

un besote